El gusto de un escultor francés fue plasmado en una edición del Bugatti

Los ingenieros de la firma italiana de coches, Bugatti, presentaron de manera oficial hace algunos días una nueva versión de su descapotable estrella, se trata del Bugatti Veyron Grand Sport de Bernar Venet, donde se plasmó el gusto de dicho escultor francés en la carrocería del modelo.

Los expertos consideran al convertible una verdadera obra de arte, ya que se ha creado una mezcla bastante interesante entre el exterior pictórico con un interior con reminiscencias de alta costura que combinan a la perfección.

Será solamente de exhibición

Una de las malas noticias para varios de los clientes adinerados de la firma de automóviles, es que se dio a conocer que el modelo será solamente para exhibición y no se pondrá a la venta como se había especulado.

El Bugatti Veyron Grand Sport de Bernar Venet se podrá observar desde el próximo año en la colección de la familia Rubell que reside en los Estados Unidos en el Art Basel Miami Beach. Según Achim Anscheift, jefe de diseño de Bugatti, el descapotable sobrepasa la capacidad humana, ya que se combina la potencia del vehículo y el arte del escultor.

No es el único proyecto de escultores

Cabe destacar que esta obra no es el primer proyecto donde interviene de manera directa un escultor, ya que en la década de los 70’s, Roy Lichtenstein, Robert Rauschenberg y Andy Warhol, quienes eran fieles amantes de los coches trabajaron en modificar la carrocería de algunos automóviles.

Más tarde en la época de los 90 profesionales de la escultura como Gabriel Oroz, Erwin Wurm, Olafur Eliasson, Keller Christoph y Damián Ortega plasmaron sus ideas en algunos modelos. A pesar de ello el descapotable de Bugatti es una verdadera obra de arte de Bernar Venet.


Deja un comentario

Connect with Facebook