Brabus presenta nueva propuesta sobre el Mercedes SLS AMG Roadster

Brabus, preparadora por excelencia de la marca Mercedes Benz, ha seleccionado el Salón del automóvil de Essen para exhibir su nueva propuesta sobre el SLS AMG Roadster en este gran espectáculo europeo donde se alistan los mejores modificadores año tras año.

Los alemanes, inspirados por aquellas personas que quieren una mayor potencia y un aspecto más personalizado para sus descapotables SLS AMG, han desarrollado un programa detallado comenzando por la parte mecánica. El kit de rendimiento consiste en una reciente calibración de la electrónica del motor con un remapeo especial para la ignición e inyección y un sistema de escape fabricado de titanio con cuatro conductos de salida. La potencia del coche ahora se eleva en unos 40 CV para pasar de los 571 CV inicialmente hasta llegar a los 611 CV.

Entre otras modificaciones incluye una suspensión deportiva ajustable de Bilstein que reduce la altura de la carrocería hasta en un 40 mm (1.6 pulgadas) con sólo pulsar un botón. De manera opcional los bávaros ofrecen un sistema de elevación que puede subir la parte delantera del auto unos 50 mm (2,0 pulgadas), al presionar un botón localizado en la consola central con el propósito de andar por las rampas de los garajes o los reductores de velocidad sin ningún problema.

El coche tiene unas llantas de aleación de 21 pulgadas para el eje delantero y de 22 pulgadas para el eje trasero, las cuales están revestidas con neumáticos más agresivos de 275/30 ZR 20 y 295/25 ZR 21 respectivamente. Para la parte externa cuenta con un kit de fibra de carbono compuesto por spoilers delantero y trasero, cubiertas en los conductos de aire superiores, faldones laterales con el logo de Brabus iluminado, un nuevo parachoques trasero con salidas de aire laterales y un nuevo alerón en la tapa del maletero. Los clientes tienen la oportunidad de encargar todos los componentes aerodinámicos en un acabado brillante, en mate o en cualquier color que deseen.

El toque final está en el rediseño del interior con un velocímetro diferente que marca una velocidad máxima de 400 km/h, además de las placas protectoras hechas de acero inoxidable con el logotipo de BRABUS, pedales en mate anodizado y tapicería personalizada.

Fuente y Fotos: Carscoop


Deja un comentario

Connect with Facebook