Nuevos motores de cuatro cilindros para el BMW Z4

El BMW Z4 se ha hecho con un hueco importante entre los descapotables de firmas prémium del mercado. Su estética convence a muchos usuarios, pero el constructor ha decidido que a partir de este otoño es el momento ideal para incluir nuevos atractivos en el modelo. A menudo se ve en el Z4 un producto demasiado caro. Esta sensación aumenta cuando bajo el capó se montan mecánicas potentes pero no demasiado ahorrativas. Por ello, el fabricante ha decidido prescindir de los bloques de 6 cilindros para obtener cifras de rendimiento muy similares con propulsores tetracilíndricos. A partir del otoño, podrán verse en los concesionarios automóviles con dos nuevas motorizaciones capaces de mover al coche con mucha soltura pero sin tener que hacer la rigurosa parada en la gasolinera con tanta frecuencia.

Ambos propulsores tienen una cilindrada de 2 litros. El acceso a la gama lo representará el BMW Z4 sDrive20i con una potencia de 184 cv. Por su parte, el sDrive28o desarrollará 245 cv. La diferencia de potencia entre ambas versiones se debe a modificaciones estratégicas en la inyección y la turbocompresión. La tecnología TwinPower Turbo hace que se disponga de par motor al mínimo pisotón en el acelerador.

Eso sí, las dos mecánicas están construídas en aluminio, para ser lo más ligeras posibles. Esta reducción del peso se nota sobre todo en el eje delantero, haciendo que el coche sea más manejable y gane en precisión en las entradas a las curvas. Para obtener el máximo rendimiento, de serie el modelo contará con una caja de cambios manual de 6 relaciones. Si prefieres una transmisión automática, como opción el fabricante ofrecerá una de nada más y nada menos que 8 velocidades.

Fuente: BMW Europa

 

 


Deja un comentario

Connect with Facebook